Fecha actual 27 Feb 2020 11:11

Todos los horarios son UTC + 1 hora [ DST ]




Nuevo tema Responder al tema  [ 110 mensajes ]  Ir a página Anterior  1 ... 4, 5, 6, 7, 8  Siguiente
Autor Mensaje
 Asunto:
NotaPublicado: 29 Ago 2008 10:53 
Desconectado
Spinete
Avatar de Usuario

Registrado: 21 Nov 2007 22:01
Mensajes: 12663
Ubicación: Zaragoza
Sí, sí. No me olvido. ;-) ¿Te importa esperar al último día, cuando Sid y yo hallamos intentado cubrir nuestro duelo? Es para que no haya mucha confusión dentro del hilo. ¿Te parece? :wink:


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 29 Ago 2008 10:59 
Desconectado
Patriarca latino de Antioquía
Avatar de Usuario

Registrado: 06 Jun 2007 10:05
Mensajes: 7813
Ubicación: In partibus infidelium
Cuando me necesites, silba 8)


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 30 Ago 2008 23:54 
Desconectado
Spinete
Avatar de Usuario

Registrado: 21 Nov 2007 22:01
Mensajes: 12663
Ubicación: Zaragoza
7. “Una macchia è qui tutora” (Lady Macbeth):

S. Verrett (Scala, 1975).


<center>Imagen</center>

* Audición:

Primera sección: “Vegliamo invan due notti…”
Segunda sección: “Una macchia è qui tutora…”

* Libreto:

Scena Seconda

(Scena nel Castello di Macbeth
come nell'Atto Primo. Notte.
Medico e Dama di Lady Macbeth
parlano sottovoce)


MEDICO
Vegliammo invan due notti.

DAMA
In questa apparirà.

MEDICO
Di che parlava
nel sonno suo?


DAMA
Ridirlo
non debbo a uom che viva...

(Lady Macbeth entra, sonnambula,
con un lume)

Eccola!


MEDICO
Un lume
recasi in man?


DAMA
La lampada che sempre
si tiene accanto al letto.


MEDICO
Oh, come gli occhi
spalanca!


DAMA
E pur non vede.

(Lady depone il lume e si frega
le mani, facendo l'atto di
cancellare qualche cosa)


MEDICO
Perchè sfrega le man?

DAMA
Lavarsi crede!

LADY MACBETH
Una macchia è qui tuttora...
Via, ti dico, o maledetta!...
Una... Due... gli è questa l'ora!
Tremi tu?... non osi entrar?
Un guerrier così codardo?
Oh vergogna!... orsù, t'affretta!...
Chi poteva in quel vegliardo
Tanto sangue immaginar?


MEDICO
Che parlò?...

LADY MACBETH
Di Fiffe il Sire
Sposo e padre or non era?...
Che n'avvenne?...


DAMA E MEDICO
Oh terror!...

LADY MACBETH
(Si guarda le mani.)
...E mai pulire
queste mani io non saprò?...


DAMA E MEDICO
Oh terror!...

LADY MACBETH
Di sangue umano
Sa qui sempre... Arabia intera
Rimondar sì piccol mano
Co' suoi balsami non può.
Ohimè!...


MEDICO
Geme?

LADY MACBETH
I panni indossa
Della notte... Or via, ti sbratta!...
Banquo è spento, e dalla fossa
Chi morì non surse ancor.


MEDICO
Questo ancor?...

LADY MACBETH
A letto, a letto...
Sfar non puoi la cosa fatta...
Batte alcuno!... andiam, Macbetto,
Non t'accusi il tuo pallor.


DAMA E MEDICO
Ah, di lei pietà, Signor!

----------------------------------

Escena Segunda

(Una sala en el castillo de Macbeth.
Es de noche. El médico y la dama de
compañía de lady Macbeth
hablan en voz baja)


MÉDICO
Inútilmente velamos dos noches seguidas.

DAMA DE COMPAÑÍA
Esta noche vendrá.

MÉDICO
¿De qué hablaba
durante el sueño?


DAMA DE COMPAÑÍA
No debo repetirlo
ante ningún ser humano viviente...

(Lady Macbeth aparece, andando en
sueños, con una lámpara en la mano.)

¡Ahí llega!


MÉDICO
¿Lleva
una luz en la mano?


DAMA DE COMPAÑÍA
Esa es la lámpara que ella siempre
tiene encendida al lado de su cama.


MÉDICO
Sus ojos están abiertos
de par en par.


DAMA DE COMPAÑÍA
Sí, pero no ve nada.

(Lady Macbeth deja la lampara y se
frota las manos, como si quisiera
borrar algo de ellas.)


MÉDICO
¿Por qué se frota las manos?

DAMA DE COMPAÑÍA
¡Cree lavárselas!

LADY MACBETH
Tengo aquí una mancha, ¡siempre!
¡Fuera, te digo, maldita!
¡Una... dos... le ha llegado la hora!
¿Tiemblas?... ¿No se atreve a entrar?
¿Un guerrero y tan cobarde?
¡Qué vergüenza!... ¡vamos, date prisa!
¿Quién hubiera imaginado
que ese anciano tuviera tanta sangre?


MÉDICO
¿De qué habla?

LADY MACBETH
El señor de Fiffe
¿no era esposo y padre?
¿Qué ha sido de él?...


DAMA Y MÉDICO
¡Oh, terror!

LADY MACBETH
(Se mira las manos)
... ¿Es que no lograré jamás
limpiarme las manos?


DAMA Y MÉDICO
¡Oh, terror!

LADY MACBETH
De sangre humana
siempre se siente el hedor... Arabia entera
no podría purificar una mano tan pequeña
con todos sus bálsamos.
¡Ay de mí!


MÉDICO
¿Por qué gime?

LADY MACBETH
Ponte tu ropa
de noche... Ahora, fuera de aquí.
Banquo ha muerto, y quien ha muerto
no vuelve a salir de la fosa.


MÉDICO
¿Y además esto?

LADY MACBETH
A la cama, a la cama...
Lo hecho, hecho está...
¡Alguien llama!... vamos, Macbeth,
no vaya a acusarte tu palidez.


DAMA Y MÉDICO
¡Cielos, tened piedad de ella!



* Comentario:

La escena que nos ocupa es la tercera prueba de fuego para calibrar la excelencia de una Lady Macbeth, tras la escena de la carta del primer acto y el brindis del banquete. Si en aquellos casos se requería un canto vigoroso, de acentos oscuros pero vivaces, al tiempo que liberado, capaz de acometer las agilidades escritas, en esta página que nos ocupa Verdi resume todo el lirismo que requiere su Lady, toda la delicadeza precisa para que sus delirios nos sobrecojan. A este respecto, siempre he pensado que la Lady Macbeth de Verdi es una grotesca caricatura de las jóvenes protagonistas de los grandes títulos belcantistas, sea una Lucia, sea una Elvira de Puritani. La escena del primer acto, con esa vigorosa irrupción en escena, plena de agilidades, y después esta escena del sonambulismo, situación genuinamente belcantista, trasladan a un dramatismo a menudo inédito en Donizetti y Bellini esas páginas llenas de pirotecnia vocal que en el belcanto centraban la atención del espectador, que acude presto a la búsqueda de un orgasmo tras los infinitos gorgoritos de cualquier Gruberova, por ajada que esté. Me excedo en la caricatura, pero de veras creo que Verdi da un paso sobresaliente al reinsertar esas páginas características de sus predecesores en el continuo dramático con el que estaba experimentando. No en vano Verdi encabezó la página como “Gran Scena del Sonnambulismo”.

Por cierto, no se pierdan la orquestación tan sutil y repensada, con la reaparición constante de los temas que ya se habían expuesto en el preludio y otros que aparecieron en las principales escenas de Lady Macbeth: justo como sucede con el texto que pronuncia Lady Macbeth, plagado de citas a las escenas previas, a las palabras de Macbeth en su monólogo, etc.

Nos ocupamos ya de Verrett. Centro el comentario en al segunda sección, en el segundo clip de los dos que pueden escuchar, esto es, en el “Una macchia è qui tuttora”, ahorrándome el comentario de la introducción precedente. Dos constantes dominan la interpretación de Verrett: por un lado un énfasis premeditado en los graves, que aborda acudiendo de forma manifiesta aunque controlada al registro de pecho, como si el desimpostarlos diese cuenta de una Lady fuera de sí, sonámbula, alucinando. En segundo lugar, los agudos, tan sutiles, etéreos algunos, afilados otros, y en todo caso controlados, que no sólo dan el contrapunto a esos graves desimpostados sino que remiten a una Lady fría y calculadora, justamente la que se desbarata en esta escena del sonambulismo.

Fíjense cómo desde las primeras palabras se manifiesta alucinada, pero sin caricaturizar la página: ese es el énfasis que observamos en “chi tuttora”. Más adelante, en “maledetta”, hallamos una inflexión de desazón y desprecio, como si en la alucinación la propia Lady sintiese un cierto asco por la situación y por su lugar en la trama. Se deleita Verrett fraseando sobre “tanto sangue imaginar”, habiendo seguido antes con exactitud los reguladores escritos en “poteva”. Estupenda, acto seguido, en las repeticiones de “imaginar”, verdaderos delirios cada una de ellas. Subraya en “e mai pulire” con fuerza, como marcaba Verdi, para acabar sutilísima esa sección en “pulire io non sapró” antes del segundo “oh, terror” de la doncella y el doctor. Esta es una frase sublime, por cierto. Después hallamos un genial diminuendo en “con sui balsami non puo”, que contrasta con los citados graves, aquí en “dalla fosa”. Y ahora perla de Verrett: mucho ojo a cómo delinea la frase “Sfar non puoi la cosa”, meditabunda, delicada de principio a fin, con los reguladores en su sitio…sublime. El cierre de la escena culmina de forma espectacular: sucede así, con Verrett, en la subida en el tercer “andiam macbetto”, con el diminuendo marcado al final. Sutilísima u punzante en los últimos “andiam”, como a punto del desmayo, hasta llegar al agudo final, que no alarga como otras Ladys, sea por ahorrar exhibicionismos en una página tan sutil, sea por que andaba algo justa de fiato al final del página. Sea por a o por b, casi es mejor así. Verdi reclama aquí “un fil di voce”, y Verrett lo clava.

Toda la partitura de la escena está repleta de reguladores y de anotaciones verdianas que apuntan lento, sotto voce, morendo, piano. Verrett se acerca al máximo a cumplirlas una por una. Excepcional sí o sí.


* Aquí tienen el pasaje en el ya conocido video de la Scala:

<center>[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=qK0fBaH_gfE[/youtube]</center>


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 02 Sep 2008 16:44 
Desconectado
Maestro de coro
Maestro de coro
Avatar de Usuario

Registrado: 08 Dic 2007 22:55
Mensajes: 598
Ubicación: Entre pinos
Spinoza escribió:
7. “Una macchia è qui tutora” (Lady Macbeth):

S. Verrett (Scala, 1975).




* Comentario:

La escena que nos ocupa es la tercera prueba de fuego para calibrar la excelencia de una Lady Macbeth, tras la escena de la carta del primer acto y el brindis del banquete. Si en aquellos casos se requería un canto vigoroso, de acentos oscuros pero vivaces, al tiempo que liberado, capaz de acometer las agilidades escritas, en esta página que nos ocupa Verdi resume todo el lirismo que requiere su Lady, toda la delicadeza precisa para que sus delirios nos sobrecojan. A este respecto, siempre he pensado que la Lady Macbeth de Verdi es una grotesca caricatura de las jóvenes protagonistas de los grandes títulos belcantistas, sea una Lucia, sea una Elvira de Puritani. La escena del primer acto, con esa vigorosa irrupción en escena, plena de agilidades, y después esta escena del sonambulismo, situación genuinamente belcantista, trasladan a un dramatismo a menudo inédito en Donizetti y Bellini esas páginas llenas de pirotecnia vocal que en el belcanto centraban la atención del espectador, que acude presto a la búsqueda de un orgasmo tras los infinitos gorgoritos de cualquier Gruberova, por ajada que esté. Me excedo en la caricatura, pero de veras creo que Verdi da un paso sobresaliente al reinsertar esas páginas características de sus predecesores en el continuo dramático con el que estaba experimentando. No en vano Verdi encabezó la página como “Gran Scena del Sonnambulismo”.

Por cierto, no se pierdan la orquestación tan sutil y repensada, con la reaparición constante de los temas que ya se habían expuesto en el preludio y otros que aparecieron en las principales escenas de Lady Macbeth: justo como sucede con el texto que pronuncia Lady Macbeth, plagado de citas a las escenas previas, a las palabras de Macbeth en su monólogo, etc.

Nos ocupamos ya de Verrett. Centro el comentario en al segunda sección, en el segundo clip de los dos que pueden escuchar, esto es, en el “Una macchia è qui tuttora”, ahorrándome el comentario de la introducción precedente. Dos constantes dominan la interpretación de Verrett: por un lado un énfasis premeditado en los graves, que aborda acudiendo de forma manifiesta aunque controlada al registro de pecho, como si el desimpostarlos diese cuenta de una Lady fuera de sí, sonámbula, alucinando. En segundo lugar, los agudos, tan sutiles, etéreos algunos, afilados otros, y en todo caso controlados, que no sólo dan el contrapunto a esos graves desimpostados sino que remiten a una Lady fría y calculadora, justamente la que se desbarata en esta escena del sonambulismo.

Fíjense cómo desde las primeras palabras se manifiesta alucinada, pero sin caricaturizar la página: ese es el énfasis que observamos en “chi tuttora”. Más adelante, en “maledetta”, hallamos una inflexión de desazón y desprecio, como si en la alucinación la propia Lady sintiese un cierto asco por la situación y por su lugar en la trama. Se deleita Verrett fraseando sobre “tanto sangue imaginar”, habiendo seguido antes con exactitud los reguladores escritos en “poteva”. Estupenda, acto seguido, en las repeticiones de “imaginar”, verdaderos delirios cada una de ellas. Subraya en “e mai pulire” con fuerza, como marcaba Verdi, para acabar sutilísima esa sección en “pulire io non sapró” antes del segundo “oh, terror” de la doncella y el doctor. Esta es una frase sublime, por cierto. Después hallamos un genial diminuendo en “con sui balsami non puo”, que contrasta con los citados graves, aquí en “dalla fosa”. Y ahora perla de Verrett: mucho ojo a cómo delinea la frase “Sfar non puoi la cosa”, meditabunda, delicada de principio a fin, con los reguladores en su sitio…sublime. El cierre de la escena culmina de forma espectacular: sucede así, con Verrett, en la subida en el tercer “andiam macbetto”, con el diminuendo marcado al final. Sutilísima u punzante en los últimos “andiam”, como a punto del desmayo, hasta llegar al agudo final, que no alarga como otras Ladys, sea por ahorrar exhibicionismos en una página tan sutil, sea por que andaba algo justa de fiato al final del página. Sea por a o por b, casi es mejor así. Verdi reclama aquí “un fil di voce”, y Verrett lo clava.

Toda la partitura de la escena está repleta de reguladores y de anotaciones verdianas que apuntan lento, sotto voce, morendo, piano. Verrett se acerca al máximo a cumplirlas una por una. Excepcional sí o sí.


* Aquí tienen el pasaje en el ya conocido video de la Scala:

<center>[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=qK0fBaH_gfE

[/youtube]</center>




¿Tiene una voz agria y punzante?

_________________
http://laoperacomoformadearte.blogspot.com/


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 02 Sep 2008 16:52 
Desconectado
Spinete
Avatar de Usuario

Registrado: 21 Nov 2007 22:01
Mensajes: 12663
Ubicación: Zaragoza
Desde mi punto de vista: agria no; punzante sí. ¿Por?


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 02 Sep 2008 17:26 
Desconectado
Maestro de coro
Maestro de coro
Avatar de Usuario

Registrado: 08 Dic 2007 22:55
Mensajes: 598
Ubicación: Entre pinos
Spinoza escribió:
Desde mi punto de vista: agria no; punzante sí. ¿Por?


A mí tampoco me parece aqria.

Lo decía porque hace poco leí una entrevista a la Caballé en la que ponía como requisito para poder ser Lady Macbeth tener una voz agria y punzante, decía que sino se tiene esa voz no se puede ser Lady Macbeth.

Aquí tienes el link:

http://www.elcultural.es/Historico_articulo.asp?c=3790


Por cierto ella parece que no grabó la ópera completa , pero hay que ver como interpreta el Ambicioso spirto... no sé sino se equivocaría al rechazar la propuesta de Abbado.

_________________
http://laoperacomoformadearte.blogspot.com/


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 02 Sep 2008 17:46 
Desconectado
Spinete
Avatar de Usuario

Registrado: 21 Nov 2007 22:01
Mensajes: 12663
Ubicación: Zaragoza
Caballé, supongo, se refiere a las exigencias del propio Verdi, a saber, "una voz ronca, estrangulada, tenebrosa, que tenga algo de diabólica...". Pero eso no supone, necesariamente, un timbre "agrio". La idea, a mi juicio, es que Lady Macbeth debe sonar sibilina, sugerente antes que rotunda, pero incisiva, punzante. Esa composición sólo se logra con un timbre de cierta oscuridad natural al que el registro agudo que exige el rol de Lady Macbeth le resulte más que asequible: o sea, Verrett. :D

Sobre Caballé...la verdad es que ignoraba que Abbado le hubiese propuesto el rol. Una locura por su parte. Yo mismo escribí en otro hilo que hubiese sido un experimento interesante, pero siempre en estudio. Una Lady Macbeth de Caballé en directo, y cantada temporada tras temporada, hubiera sido dolorosa para ella y para nosotros. Por dos motivos: porque abordar las coloraturas de Lady como si fuese Macbeth, y porque los graves de Caballé, desde muy temprano, sonaban a ojalata, y no aportaban esa oscuridad natural que el rol requiere. Resumiendo: hizo muy bien Caballé en rechazar el ofrecimiento de Abbado. Así, de paso, Verrett pudo hacer lo que hizo. ;-)


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 02 Sep 2008 18:00 
Desconectado
Troll de largo recorrido
Avatar de Usuario

Registrado: 11 Ago 2006 8:53
Mensajes: 14362
Ubicación: Jalisia
La señora Caballé no estaba cómoda en el fraseo fiero y cortante, por eso su Norma siempre era más madre que sacerdotisa infanticida. Y en Lady Macbeth no hay lugar para esa versión apta para menores. Además la Lady tiene muchos agudos di forza y eso exponía a Caballé a sonidos duros. Y del registro grave, ya se ha mencionado, ni hablamos.

Estoy muy de acuerdo en que las palabras de Verdi hay que tomarlas por el lado simbólico. Él estaba rechazando la voz típica de soprano lírica, cristalina, dulce y mórbida. Para un personaje demoníaco no le valía una voz angelical, en otras palabras, no le valía una Caballé.

La dificultad de la Lady está en que se pide la tinta de una mezzo pero con agudos desahogados. Por eso Verrett, ni mezzo pura ni soprano, estaba cómoda. Y de paso desmontó la teoría de la voz fea, porque la suya no lo es y además trasmitía una sensualidad muy inquietante con ese color suyo un poco sofocado, como concupiscente. (Otro factor ajeno a Caballé)


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 02 Sep 2008 18:24 
Desconectado
Maestro de coro
Maestro de coro
Avatar de Usuario

Registrado: 08 Dic 2007 22:55
Mensajes: 598
Ubicación: Entre pinos
Pues francamente en este fragmento a mí me parece que está muy en el papel, claro que otra cosa es cantar la ópera completa, ahí ya acusaría más sus limitaciones de ejecución del personaje en cuestión, pero en esta aria,vámos, está portentosa , hasta agria la voz :


http://www.youtube.com/watch?v=hiQhw2WuSVA&NR=1

_________________
http://laoperacomoformadearte.blogspot.com/


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 02 Sep 2008 19:55 
Desconectado
Jar Jar Binks
Avatar de Usuario

Registrado: 23 Jul 2007 0:15
Mensajes: 6253
Ahora cuelgo mis breves respuestas pero...¿no vamos a hacer la paterna mano??? Aún no hemos oído a Bergonzi y ya estoy harto de escuchar a la Nilsson :lol:


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 02 Sep 2008 20:07 
Desconectado
Jar Jar Binks
Avatar de Usuario

Registrado: 23 Jul 2007 0:15
Mensajes: 6253
Spinoza escribió:
A este respecto, siempre he pensado que la Lady Macbeth de Verdi es una grotesca caricatura de las jóvenes protagonistas de los grandes títulos belcantistas, sea una Lucia, sea una Elvira de Puritani. La escena del primer acto, con esa vigorosa irrupción en escena, plena de agilidades, y después esta escena del sonambulismo, situación genuinamente belcantista, trasladan a un dramatismo a menudo inédito en Donizetti y Bellini esas páginas llenas de pirotecnia vocal que en el belcanto centraban la atención del espectador, que acude presto a la búsqueda de un orgasmo tras los infinitos gorgoritos de cualquier Gruberova, por ajada que esté. Me excedo en la caricatura, pero de veras creo que Verdi da un paso sobresaliente al reinsertar esas páginas características de sus predecesores en el continuo dramático con el que estaba experimentando. No en vano Verdi encabezó la página como “Gran Scena del Sonnambulismo”.


Sería bonito verlo así, pero es más que improbable. Si no me equivoco tanto el aria del I Acto como la escena del Sonambulismo pertenecen a la primera versión de Macbeth (ojalá hubieras tenido tiempo de comentarla :( pero no pasa nada, otra vez será). No creo que el Verdi de 1847, entre Attila y Jerusalem rechazara así el pasado belcantista del que bebía y que todavía ni se había planteado en desarrollar. Incluso en la fecha de revisión, 1865, la ruptura aún no es clara. Me permito sólo recordar lo convencional de muchos pasajes del Don Carlo de 1867 y la apuesta por el dramatismo y el nervio en la revisión del 84...

La escena del Sonambulismo de Macbeth es muy buena por el clima dramático y lúgubre que crea, pero bebe directamente y sin ningún filtro crítico de las grandes escenas belcantistas.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 02 Sep 2008 20:21 
Desconectado
Precedido por su fama
Avatar de Usuario

Registrado: 06 Abr 2004 19:00
Mensajes: 4039
Ubicación: En la butaca 9C
Creo que es más sencillo: Que el papel de Lady Macbeth fuera una una caricatura grotesca de las grandes mujeresmasalladelbordedelataquedenervios belcantistas supondría que éste es el motivo por el que Verdi musicalizó el título Shakespeariano (puesto que el personaje YA es así en la obra del inglés). Y no creo ni por asomo que sea ésta la razón...

Macbeth es una obra maestra del teatro por la increible humanidad con la que están dibujadas psicologías de los personajes, y ésta es razón suficiente para que Verdi la escogiera.

Distinto es que las obras inglesas utilizadas en el belcanto (Scott, etc) beban de la locura de la Lady Macbeth de Shakespeare.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 02 Sep 2008 20:26 
Desconectado
Jar Jar Binks
Avatar de Usuario

Registrado: 23 Jul 2007 0:15
Mensajes: 6253
Tienes toda la razón, pero creo que Spinoza se refería a la música. Y en ese sentido, Verdi compuso lo que buenamente sabía componer en los años 40. Belcanto con algunos toques de prometedor dramatismo y de futura ruptura (los parlatos de Macbeth, las melodías retomadas...), pero belcanto.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 02 Sep 2008 20:53 
Desconectado
Jar Jar Binks
Avatar de Usuario

Registrado: 23 Jul 2007 0:15
Mensajes: 6253
<p align="center">Birgit Nilsson, el retonno

6)Si colmi il calice
7)Una macchia (Escena del sonambulismo)
</p>

Pues sí amigos, aquí está de nuevo nuestra sueca favorita. Voy a ser muy breve para poder terminar el duelo a tiempo sin importunar demasiado a nuestro buen amigo Sharpless, que graciosamente nos deja un par de días, y a los lectores de su ópera del mes, entre los que me incluyo. Perdón por la interrupción. Lamento también no haber podido contestar estos días por causas de fuerza mayor.

<p align="center"><img src="http://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/7/72/Birgitnhat.jpg" height="300">
Birgit Nilsson caracterizada como Lady Macbeth en una puesta trasladada a la Grand Jatte parisina :lol:</p>

6) Si colmi il calice(perdonad unos sonidos raros que se oyen en la pista, deben de ser del mp3)

El primer fragmento es una típica escena de brindis, que tiene el valor de ser el contrapunto al oscuro pasaje de la visión de Macbeth. Musicalmente lo veo perfecto para cantar en la ducha. Exige una voz ágil y con oficio belcantista que obviamente Nilsson no poseía, lo que no le impide salir graciosamente airosa del lance. Si nos fijamos el tono es desenfadado y ligero ( a mí me parece una proeza que una soprano con ese vozarrón y ese carácter tan dramático lo consiga). Observemos cómo separa con suavidad las sílabas de las primeras frases, aligerando hasta el extremo el sonido. Para luego subir muy bien al agudo y marcar sorprendentemente bien las agilidades (0:33). Muy bien el control del sonido en Amor (o eso parece que dice en 00:37 :lol:) y siguiendo la misma tónica en la segunda parte del brindis, con muy bien ejectadas coloraturas ascendentes en 1:00. Coro, agudo final y chispún. :P

7) Escena del Sonambulismo

Esto ya son palabras mayores. La escena, aunque convencional por lo anteriormente discutido, es de extraordinario dramatismo y de enorme riqueza melódica. En principio la página debería dársele bien a Nilsson, pero veremos brevemente que de todo hay.

Nilsson comienza con un tono ausente y realmente logrado, aunque por arriba algo fija (via...) y por abajo forzada (maledetta, ora...). Personalmente me gusta mucho, aunque reconozco la heterodoxia de la ejecución, ese Via ti dico casi psicofónico, fino y etéreo y ese non osi entrar bajado al pecho y con ese acento escalofriante de desprecio. No faltan acentos de intensidad después, en o vergogna, en t'affretta, que realmente demuestran que Nilsson se encuentra aquí más metida que nunca en el personaje. El acento piangente en sangue es notable, por ejemplo, a pesar de que los agudos sigan sonando raros.

Lo que sigue es aún más alucinado, cantado en una ausente media voz. Un poco forzado el fiato en la primera frase, pero las subidas al agudo de la siguiente son limpias y puro cristal. El fraseo es después algo monótono, y la dicción es tan mala que se perdie muchísimo el dramatismo del excepcional texto :( Eso sí, no dejemos pasar por alto algunos detalles vocales de calidad, como ese piano en 3:44 (digo el minuto porque es más útil en este caso que la palabra :lol:). Otro detalle interesante, ese Oimè que se desvanece casi desmayado. Nilsson estaba fuera de estilo pero sigue dominando los recursos de su voz.

Aún quiero llamar la atención sobre alguna otra frase de enorme intensidad. Me gusta mucho cómo sube con fiereza en Banco è spento y cómo demuestra una agresividad tan expresiva en el grave de fossa, poco elegante, pero que me parece uno de los momentos en que mejor conecta con el personaje. Tiene un pequeño momento de conciencia de la muerte de Banquo, del crimen, y reacciona ante ello como lo que es la Lady Macbeth de Nilsson: una mujer dura, fría y fiera.

Las últimas frases siguen en la misma tónica. Destaco la ligereza de ese letto letto y el bello trino en Non. El colofón es notable, desde 6:20 en pianissimo, aunque la subida al agudo final (6:50) está estrangulada.

Como hemos visto, Nilsson firma una página intensa y bien interpretada, menos verdicida y bien llevada a su terreno expresivo. Aún así, lejos de las grandes Ladies.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 02 Sep 2008 21:42 
Desconectado
Spinete
Avatar de Usuario

Registrado: 21 Nov 2007 22:01
Mensajes: 12663
Ubicación: Zaragoza
Demasiadas cosas para decir en un solo post; a ver si no me lío:

1. Muchas gracias a Siddartha por el trabajo. ;-) Y a Sharpless por el margen de tiempo. Preguntabas, Sid, si abordaremos el "Ah, la paterna mano". He optado por suprimirlo, por un motivo: Tagliavini, el tenor de mi versión, no aporta nada de nada a la interpretación, y menos al lado del crack de los cracks verdianos, o sea, Bergonzi. No retiro el "Ah, la paterna mano" por el "triunfo" manifiesto de Bergonzi, sino porque no hay duelo ni nada que se le parezca entre él y Tagliavini. No obstante, tienes toda la razón del mundo, hay que escuchar a Bergonzi ahí. De modo que una opción es que cuando terminemos con "Pieta, rispeto, amore", antes de que Sharpless hable de Taddei-Gencer, pongas un breve post comentando el aria por Bergonzi. ¿Te parece, Sid? Tankiuverimucho.

2. Sobre lo que dije varios post más arriba acerca de Lady Macbeth como una caricatura de las "locas" belcantistas al uso. Entiéndase lo que dije y cómo lo dije: no estaba sugiriendo que Verdi hubiese pensado exclusivamente en eso para componer su Lady, ni siquiera que lo hubiese tenido en mente en verdad. Pero está implícito en el rol ese contraste, o al menos yo lo observo, con las "locas" belcantistas. Me hubiera gustado comparar como es debido las dos versiones del Macbeth, y aportar además audiciones de Attila, Masnadieri y Jerusalén, que son los títulos que rodean a la primera composición. ¿Por qué? Primero de todo porque lo que se revisa a posteriori, en el 65, es relativamente poco, aunque porciones muy importantes, y melodías clave. Sea como fuere, el rol de Lady está ya ahí en el 47 con todas sus comas, y da la muestra perfecta de la postura de Verdi hacia el belcanto, del que se separaba a pasos muy veloces, a mi juicio. Que mantuviera, hasta muy tarde, estructuras dramáticas no supone otra cosa que el seguimiento de una convención escénica. Yo no hablo de eso: hablo de la sustancia del belcanto. Y es de eso de lo que Verdi se separa, para componer su personal concepción del drama operístico, sin llegar a las sesudas (y a veces bien vanas) reflexiones de don Ricardo. Resumiendo, que me enrollo mucho: para mí Lady Macbeth es la prueba de la evolución ya irreversible de la composición verdiana como un más allá del belcanto. Sucede lo mismo con el propio rol de Macbeth, realmente un barítono que nada tiene en común con los belcantistas, tan sólo con el Nabucco verdiano, que de belcantista tiene lo justo.

3. La escena del Sonambulismo es la prueba, creo, de lo que intento decir. Copia, punto por punto, la estructura de las correspondientes escenas belcantistas. Pero: ¿juega el mismo rol?¿Hay exhibicionismo vocal sin mucho más que añadir, como sucede con Lucia? Adelanto objecciones que con toda lógica me dirán que veo poco en Lucia, como si el rol no evolucionase en esas escenas. Ya lo siento, pero no soy capaz de verlo de otra forma. Sucede con Lady Macbeth, mutatis mutandis, lo mismo que con Traviata: ¿qué tiene Traviata de "loca" belcantista? Las formas, no el concepto. Con Lady Macbeth, y con la escena del sonambulismo: idem, eadem, idem.

...creo que había un cuarto punto, pero me he enrollado tanto que se me ha olvidado... :lol:

Siguiente entrega: duelo de "Pieta, rispeto, amore", entre Cappu y Macneil. Punto álgido. Y después, si a Sid le parece, breve cata sobre el aria de Macduff por Bergonzi. Finalmente, la colaboración de Sharpless con Taddei y Gencer. :wink:


Arriba
 Perfil  
 
Mostrar mensajes previos:  Ordenar por  
Nuevo tema Responder al tema  [ 110 mensajes ]  Ir a página Anterior  1 ... 4, 5, 6, 7, 8  Siguiente

Todos los horarios son UTC + 1 hora [ DST ]


¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado


No puede abrir nuevos temas en este Foro
No puede responder a temas en este Foro
No puede editar sus mensajes en este Foro
No puede borrar sus mensajes en este Foro

   
     
Powered by phpBB © 2000, 2002, 2005, 2007 phpBB Group
Traducción al español por Huan Manwë para phpbb-es.com