Fecha actual 27 Feb 2020 9:49

Todos los horarios son UTC + 1 hora [ DST ]




Nuevo tema Responder al tema  [ 110 mensajes ]  Ir a página Anterior  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8  Siguiente
Autor Mensaje
 Asunto:
NotaPublicado: 10 Ago 2008 22:43 
Desconectado
Patriarca latino de Antioquía
Avatar de Usuario

Registrado: 06 Jun 2007 10:05
Mensajes: 7813
Ubicación: In partibus infidelium
:rolling:

BRAVO, Sid, BRAVO! :lol:


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 10 Ago 2008 22:51 
Desconectado
Troll de largo recorrido
Avatar de Usuario

Registrado: 11 Ago 2006 8:53
Mensajes: 14362
Ubicación: Jalisia
Crack


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 10 Ago 2008 23:10 
Desconectado
Neno
Avatar de Usuario

Registrado: 25 Oct 2004 10:04
Mensajes: 12080
Ubicación: Reubicándome
:rolling: :rolling:

Dedícate al Derecho...


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 10 Ago 2008 23:16 
Desconectado
Jar Jar Binks
Avatar de Usuario

Registrado: 23 Jul 2007 0:15
Mensajes: 6253
El idiota escribió:
Dedícate al Derecho...


Mis referentes son Spencer Tracy y Shark, muy lejos iba a ir yo :rolling:

Aprovecho para editar un par de cosas (un enlace y alguna foto) que con las prisas no he puesto :wink:


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 10 Ago 2008 23:21 
Desconectado
Solista
Solista

Registrado: 02 Jul 2008 10:53
Mensajes: 722
Enhorabuena, Sid. Es de lo más ingenioso y divertido que he leído en el foro.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 10 Ago 2008 23:39 
Desconectado
Troll de largo recorrido
Avatar de Usuario

Registrado: 11 Ago 2006 8:53
Mensajes: 14362
Ubicación: Jalisia
Creo que Laughton habría bordado al abogado


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 11 Ago 2008 0:29 
Desconectado
Pumby
Avatar de Usuario

Registrado: 21 Sep 2007 23:43
Mensajes: 7970
Ubicación: Zaragoza
EMarty escribió:
:rolling: :aplauso: :nw:

+ + + + + 1


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 11 Ago 2008 22:35 
Desconectado
Zampabollos
Avatar de Usuario

Registrado: 27 Mar 2004 11:12
Mensajes: 3925
Ubicación: nelle golle di Napata
Sid:

:lol: :lol: :lol: :lol: :lol: :lol: :lol: :lol: :lol: :lol: :lol: :lol: :lol:

:aplauso:


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 12 Ago 2008 16:10 
Desconectado
Maestro de coro
Maestro de coro
Avatar de Usuario

Registrado: 08 Dic 2007 22:55
Mensajes: 598
Ubicación: Entre pinos
Siddharta escribió:
2) Nel dì della vittoria - Birgit Nilsson

Para esta parte del duelo he de recurrir a un documento de incalculable valor operístico. Se trata de unos cuantos folios mecanografiados, ya amarillentos por el paso de los años, pero que no han perdido hoy ni un ápice de su vigencia. Es curioso. Desperdigados sobre mi mesa parecen simples papeles viejos. Nadie imaginaría la trascendental historia que encierran. Por mi propia seguridad personal no revelaré cómo he llegado a ellos. Es lo de menos. Las siguientes líneas son una transcricpión íntegra del contenido de esos folios. Siéntense, lean y disfruten. :wink:

<img src="http://farm1.static.flickr.com/10/15435276_672646b4e9.jpg?v=0" height="250">


---------------------------------------------------------------------------------


Cleveland, 14 de Septiembre de 1994.

Juez A.F. - Señora Nilsson, acérquese al estrado. Señor K., puede comenzar.

K. - Gracias señoría. Señora Nilsson, ¿sabe por qué está aquí?

N. - ...

K. - Señora Nilsson, todo será más fácil si colabora y admite los cargos que se le imputan.

N. - Soy inocente, pasó hace mucho tiempo...esto no tiene ningún sentido.

K. - Lamentablemente usted no decide la relevancia del asunto que nos ocupa. Usted se sienta hoy ante este tribunal acusada de un grave delito, que no prescribe según las leyes federales.

N. - Usted no lo entiende.

K. - ¿Qué es lo que no entiendo? Señora Nilsson, estamos hablando de verdicidio, ¡por el amor de Dios!

(Murmullos en la sala)

A.F. - ¡Silencio! Señor K., continúe.

K. - ¿Aún insiste en negarlo? Señora Nilsson... tenemos pruebas.

N.- ...

K.- ¿O acaso creía que su crimen podía quedar impune? ¿Es usted la señora que aparece en esta foto?

<img src="http://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/f/f8/Bnilssonlmacbeth.jpg" height="350">

N.- (Con voz temblorosa) Sí.

K.- ¿Puede decirle al jurado de qué va ... disfrazada?

N.- De ... lady Macbeth.

(Intenso murmullo en la sala)

K.- Así que no lo niega. Y... ¿me puede decir qué es esto que llevo en la mano?

N.- Un disco

K.- ¿Qué contiene ese disco?

N.- Una grabación de Macbeth.

K.- ¿Puede leer los nombres que aparecen en la portada?

N.- (Recuperando cierta dignidad) No hace falta que los lea, los conozco bien, son viejos amigos. Cornell Macneil, Carlo Bergonzi y... y... yo misma.

(Murmullos de estupor)

K.- Señoría, las pruebas son contundentes. Pero toda la verdad se halla en el interior de ese disco. Les ruego que presten atención. Lo que van a oir no dejará lugar a dudas. Señor ujier, por favor. Con la venia, señoría.

Escuchar

(K. retira la aguja del disco, cuando la música prometía la feliz llegada de Macneil [vaya, nos salió melómano el funcionario :rolling:]. El silencio reina en la sala. Incluso el propio K. parece descompuesto. El rostro de la señora Nilsson ha perdido su nácar escandinavo. [y poeta...])

K.- Señoría, la prueba aportada por la acusación habla por sí sola. Pero por si el jurado tuviera alguna duda, procedo a la explicación minuciosa de los cargos.

Ya las primeras frases de la lectura de la carta auguran el crimen inminente. La dicción tambaleante y la lectura atropellada hacen en ocasiones dudar si la acusada sabía exactamente el significado de lo que decía. La fiereza utilizada en algunas frases, como ese último "addio", está totalmente fuera de lugar en un pasaje que debe sonar temeroso y pensativo. Cuando comienza el recitativo del aria, aparece una voz potente, sí, pero de un timbre completamente ajeno a la voluptuosidad e italianidad que exige Verdi. La voz no tiene la oscuridad necesaria para el rol y suena siempre demasiado asopranada. La subidas al agudo son bruscas y la coloratura que cierra el recitativo es completamente heterodoxa y forzada.

La parte central del aria no hace sino confirmar las sospechas. Aunque las primeras frases no son del todo escandalosas, enseguida aparecen signos ostentosamente verdicidas. El fraseo enseguida pierde cuerpo, como en "quel freddo core", en el que la voz pierde todo brillo y volumen. La señora Nilsson aquí sentada era incapaz de mantener el volumen de la voz en un fraseo largo, y no nos diga que intentaba apianar... En esa misma fraseo, como la señora Nilsson veía que el grave de la o de core no sonaba como debía, en la e utiliza directamente una cacofónica voz de pecho, opaca y sin brillo. Y no se excuse en que era un problema puntual: el fraseo es igual de fluctuante en todo el pasaje. Las dinámicas de "Io ti darò valore" están insuficientemente marcadas y, señores del jurado, un Verdi sin dinámicas es como una Walkyria sin trenzas, para que la señora Nilsson me comprenda. Todos estas inadecuaciones técnicas impiden que la señora Nilsson dé al texto el contenido que requiere.

En las siguientes frases (Di Scozia) el problema con el registro grave y el fraseo se vuelven aún más graves. Solvente en el agudo pero insuficiente en el grave. El crescendo a partir de "E tardi" es bueno, pero culmina en unos agudos totalmente excesivos, que rompen la línea de canto. ¿Qué se creía, señora Nilsson, que le estaba gritando a Orestes?

(Murmullos en la sala)

Sí, sí señores, igual que en la culminación del aria, con una coloratura ascendente mal ejecutada culminada con un agudo igual de excesivo. Como ven, el Metropolitan estalló en aplausos. Les prometo que buscaré a toda esa gente y los procesaré por complicidad con un flagrante verdicidio.

(Se oye algún aplauso suelto en la sala. De nuevo murmullo general).

Como ven, el aria no tiene remedio, pero la cabaleta ya es de juzgado de guardia, precedida por un accidente vocal en la "u" de "Duncano". Ojalá fuera eso todo lo recriminable, señora Nilsson, ojalá. En los primeros compases de la cabaleta la voz suena forzada, como buscando resonancias extra. Aquí ya el fraseo se vuelve demencial, cambiando constantemente de ritmo en una línea de canto que debe ir en consonancia total con la orquesta. La coloratura casi inaudible. Y, por el amor de Verdi, cómo destroza la maravillosa frase "Tu, notte, ne avvolgi di tenebre immota", con oscurecimientos guturales de la voz y de nuevo una bajada opaca al pecho en la última sílaba. En el final del aria vemos de nuevo a la señora Nilsson justa en las coloraturas y abusando de un volumen más propio de operetas tedescas.

Señores, para mí no cabe duda. Esta señora cometió un verdicidio flagrante, con nocturnidad y alevosía, y con la complicidad de miles de personas que se dicen melómanos. Señoría, nada más que añadir.




[Aquí parece que faltan páginas, seguramente referentes a la parte de la defensa. De no ser por la última página conservada, diría que ni siquiera hubo tal defensa, ante tan arrolladoras pruebas de la acusación. Pero esa última página recoge el alegato final del abogado defensor de la señora Nilsson, el señor Jerome H. Con él se cierra este valiosísimo documento]

J.H. - Señores del jurado, hace unos días oímos a propuesta de la acusación una grabación que supuestamente imputaba a la señora Nilsson del horrible delito de verdicidio. Hoy les invito a reescuchar esa grabación y a abrir sus corazones a la heterodoxia, que tanto ha aportado a la historia de nuestro país. Olviden por un momento otras interpretaciones del rol que tienen en la mente y disfruten del lujo de escuchar a una Isolda en el papel de Lady Macbeth.

Escuchar

La lectura de la carta es tremendamente digna para una persona que no conocía bien el italiano. Si lo comparamos con lecturas como las de otras grandes Ladies, incluso observamos rasgos de inteligente interpretación, como esa inflexión en "Re", la sorpresa de "Caudore", el acento en "serto" y el fulminante "Addio". Señores, la señora Nilsson sabía lo que estaba diciendo, y lo decía además con carácter, con la efusividad de una Lady Macbeth muy bien dibujada: potente, fría, agresiva.

Así lo demuestra el recitativo. La voz suena cristalina al comenzar la frase "Ambizioso...", pronunciada con más intención de lo sosprechado, misteriosa y calculadora. Es cierto que el timbre es de soprano, pero en algunos lugares suena muy bien oscurecido, como en este "Macbetto". El agudo (Malvagio) suena liberado, colocadísimo. Es cierto que demasiado cristalino y fino, tal vez poco frecuentado en Verdi, pero en consoncancia con su lectura de Lady Macbeth. Las agilidades que cierran el recitativo son heterodoxas, pero piénsenlo, la señora Nilsson no era una especialista. y sin embargo, se esforzó por sonar lo más adecuada técnicamente posible.

En el aria, el fraseo es bravo y los graves muy bien coloreados, que contrastan muy bien con la luminosidad del centro. Algunos ataques son de extrema delicadeza y misterio (valore), confrontados con otros realmente violentos y decididos (en la repetición de la frase). Esos "Di Scozia" suenan realmente majestuosos, limpios y contundentes. Los "Che tardi?", en cambio, son realmente autoritarios. En las repeticiones finales la voz sabe contenerse y cantar a medio volumen, atemperando la fuerza exhibida en el resto del aria. Ese segundo "Che tardi?" en piano suena precioso.

La cabaletta comienza atacada con fuerza y garra. El timbre suena algo forzado, pero limpio y squillante. Las subidas al agudo son seguras y brillantes. La frase tan criticada por el fiscal podía haber sido mucho mejor interpretada, pero por color y volumen marca muy bien el contraste con el resto del fraseo. La recuperación de la línea de canto es aún más brava, y el fraseo suena muy bien marcado, aunque es cierto que se desacompasa en ciertas ocasiones. El final en forte es impresionante, y los agudos son de esos que despeinan, limpios y fuertes. Si el resto de Lady Macbeths de la historia hubieran tenido esos agudos de impresión, ¿acaso se habrían cortado y los habrían atemperado?

Para terminar, me paermito un inciso, con la venia de su señoría. Supongo que todos ustedes, señores del jurado, habrán visto la maravillosa película de Orson Welles sobre esta obra de Shakespeare. En la pronunciación cerradísima de la protagonista recordamos que Lady Macbeth es una noble escocesa medieval, un personaje realmente exótico para un inglés, con un acento duro y diferente, un carácter oscuro. Todos podríamos desear una Lady Macbeth elegante y fina. Pero muchas partes de la obra sugieren otra cosa. En ese sentido la Lady de la señora Nilsson cumple con su dicción poco italiana y sus maneras no demasiado verdianas ese requisito de exotismo y alteridad necesarios para retratar a esta mujer fatal. En lugar de empatizar con ella, la vemos como algo extraño y amenazante. ¿Acaso no quería eso Verdi?

(Amplios murmullos de desacuerdo en la sala)

Señores, si esta mujer, que hizo una interpretación sincera y entregada, intentando suplir sus carencias de estilo no merece la absolución, ninguno de nosotros la merece.

(El caballero sentado a mi lado, de apellido S. y con claros rasgos hebraicos, murmura: "Tú sí que no la mereces, abogado menospreciado y estentóreo")

A.F. - Señores, el caso queda visto para sentencia. Se levanta la sesión.


----------------------------------------------------------------------------

No sé cuál fue la decisión del jurado... ¿Cuál es la vuestra? :wink: :lol:




No sé porqué esto me recuerda "El cuarteto de Alejandría", que por cierto no escribió Hermann Hess...en todo caso yo prefiero a Freud...
Aunque sea por colaborar en este hilo tan sugerente, por mi parte queda sobreseída la acusación de verdicidio, que me parece exagerada...
Cierto que falta oscuridad al personaje , cierto que es voz de soprano, pero le transmite una fuerza instintiva arrolladora que no está nada alejada de Verdi.

_________________
http://laoperacomoformadearte.blogspot.com/


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 12 Ago 2008 17:06 
Desconectado
Spinete
Avatar de Usuario

Registrado: 21 Nov 2007 22:01
Mensajes: 12663
Ubicación: Zaragoza
3. “Sappia la sposa mia…Mi si afaccia un pugnal” (Macbeth):

P. Cappuccilli (Scala, 1975).


<center>Imagen</center>

* Audición:

Escuchar

* Libreto:

MACBETH
Sappia la sposa mia che, pronta appena
La mia tazza notturna,
Vo' che un tocco di squilla a me lo avvisi.


(Il servo parte.)

Mi si affaccia un pugnal?
L'elsa a me volta?
Se larva non dei tu, ch'io ti brandisca...
Mi sfuggi... eppur ti veggo!
A me precorri
sul confuso cammin che nella mente
di seguir disegnava!...
Orrenda imago!...
Solco sanguigno la tua lama irriga!...
Ma nulla esiste ancora...
Il sol cruento mio pensier
le dà forma, e come vera
Mi presenta allo sguardo una chimera.
Sulla metà del mondo
or morta è la natura; or l'assassino
come fantasma per l'ombre si striscia,
or consuman le streghe i lor misteri,
Immobil terra! a passi miei sta' muta!


(Odesi un tocco di campana.)

È deciso... quel bronzo, ecco, m'invita!
Non udirlo, Duncano! È squillo eterno
Che nel cielo ti chiama, o nell'inferno.


(Entra nelle stanze del Re.)

----------------------------------------


MACBETH
Di a mi esposa que una vez que esté dispuesta
mi bebida nocturna,
el sonido de una campana me lo advierta.


(Se va el criado.)

¿Es un puñal lo que se me aparece?
¿Con la empuñadura vuelta hacia mi?
Si no eres una visión, que yo te pueda blandir...
¡Huyes de mí... y aun así te veo!
¡Anticípame
el confuso camino que en mi mente
pensaba seguir!...
¡Horrenda imagen!...
¡Tu hoja parece trazar un surco sanguinolento!...
Pero nada existe aún...
Es sólo mi espantoso pensamiento
el que le da forma, y como si fuese cierta
me presenta ante los ojos una quimera.
Sobre la mitad del mundo
aparece muerta la naturaleza: ahora el asesino
se arrastra como un fantasma entre las sombras
y las brujas consuman sus misteriosos maleficios.
¡Inmóvil tierra! ¡Permanece muda ante mis pasos!


(Escucha una campana.)

Esta decidido... ¡esa campana me invita a hacerlo!
¡No la oyes, Duncan! Es el tañido
de la eternidad que al cielo te llama, o al infierno.


(Macbeth entra en los aposentos del rey)


* Comentario:

Tras una breve página protagonizada por Lady Macbeth y uno de sus súbditos, el escenario queda a disposición de Macbeth, al que Verdi concede aquí un monólogo de excepcional calidad e interés dramático, recogiendo un pasaje fundamental del texto de Shakespeare. Macbeth se encuentra cara a cara con el crimen, la obsesión que vertebra toda la pieza se manifiesta aquí con toda su crudeza. Las alucinaciones y la realidad en un confuso claroscuro conforman esta escalofriante página verdiana, de un ímpetu y solemnidad sobrecogedores. La voz de Cappuccilli se ajusta con bastante fidelidad al tono adusto y solemne aunque compungido que exige la escena.

Comienza la intervención de Cappu con un solemne parlante al siervo, tal y como Verdi indica en la partitura. Acto seguido da inicio el monólogo, con un tono sorprendido y apresurado en “Mi si affacia…”. Algo excesivo pero convincente acento en “brandisca”, anunciando derivas veristoides que llegarán después. Interesante el contraste con “eppur ti veggo”, pronunciado por Cappuccilli con fidelidad al presto que subraya estas palabras en la partitura. La siguiente sección, el cantabile que arranca desde “A me precorri…” nos permite escuchar la voz de Cappuccilli en un centro que se despliega cómodo y hermoso, con una notable exhibición de fraseo y fiato. Graves no desmasiado forzados, sin recurrir en exceso al pecho como haría con los años, al final de “disegnava”. Contraste soberbio con el agudo en “orrenda imago”. Y de nuevo fidelidad a la partitura verdiana en “Solco sanguineo…”, en una media voz bastante lograda, con un tono susurrado y sibilino que se antoja próximo al adagio marcado ahí por Verdi, ralentizando la intervención. De nuevo acentos interesantes en “irriga”, tremolante, entre fascinado y horrorizado el Macbeth de Cappuccilli. Importante es la frase siguiente, “Ma nulla essiste ancora…”, donde Macbeth firma su sentencia, acepta su destino y se lanza al crimen. Pronunciada con solemnidad criminal, con horrenda firmeza, da paso a una nueva muestra de fraseo y fiato de Cappuccilli en “Il sol cruento mio pensier le da forma”. Interesante el breve ralentando en “presenta”, como contemplativo, fuera de sí, el Macbeth de Cappu. Como también es interesante el modo en que sostenie la “e” de “chimera”. La siguiente sección, el “sulla metà…”, viene marcada por Verdi con un misterioso, indicación que Cappuccilli sigue, a mi juicio, con claridad. De ahí también su adecuada inflexión en “fantasma”, en desafortunado contraste con el exceso verista en “striscia”. Vuelve la solemnidad en “Inmobil terra!”. Fíjense en como subraya “muta”, al final de esa frase, casi en morendo. Inflexión que contrasta, desde luego, con el desenlace final de la página, orquestado en forte, y cantado por Cappuccilli con soberbia firmeza, como se escucha en “E deciso…” y siguientes, incluida la subida al agudo con la que se cierra su intervención. Fabuloso Abbado y la orquesta del Scala en toda la página.

* Aquí tienen a Cappuccilli en las representaciones de la Scala en enero del 76, mejor todavía que en el audio que comentamos:

<center>[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=1yOOM_mrboo[/youtube]</center>


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 12 Ago 2008 22:17 
Desconectado
Jar Jar Binks
Avatar de Usuario

Registrado: 23 Jul 2007 0:15
Mensajes: 6253
Spinoza escribió:
Interesante el contraste con “eppur ti veggo”, pronunciado por Cappuccilli con fidelidad al presto que subraya estas palabras en la partitura.


Todo lo contrario. La página está en allegro y lo que pide Verdi ahí con ese presto es acelerar esa frase (si no me equivoco, pues no sé nada de música). Lo que hace Cappuccilli es masticar esa frase con una afectación que tal vez sea, para mi gusto, lo peor de su interpretación del monólogo. En el resto está estupendo, incluso en algunos arrebatos como E deciso, realmente intenso y metido en el papel, como un hombre que realmente está dudando, sudando de temor y de pronto oye unas campanas que le sacan de la ensoñación y pega un salto y un grito, casi.

Ahora pongo a Macneil


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 12 Ago 2008 23:05 
Desconectado
Jar Jar Binks
Avatar de Usuario

Registrado: 23 Jul 2007 0:15
Mensajes: 6253
<p align="center">3) Sapia la sposa mia - Macneil

Escuchar

</p>

Dentro de lo irregular que es Macbeth como ópera, este monólogo del protagonista me parece una de las páginas más logradas de toda la producción de Verdi. No sólo por el texto absolutamente maravilloso, sino por el libre fluir de la palabra despojada de convenciones musicales (ahí reside para mí el valor de Macbeth, en su fusión natural y brillante de elementos verdianos antiguos y nuevos) y lo directo e inspirado de la orquestación.

En la versión que escuchamos estamos muy lejos del proceso contra Nilsson de la anterior cata macbethiana. Macneil es ante todo un ortodoxo del belcanto, y aún diría más (como Hernández y Fernández), un adicto al regimen del Verdismo :lol: De carné. Ahora lo veremos.

La primera frase dirigida al sirviente vale muy bien de contraste con el tono del monólogo posterior. En él se ve al Macbeth señor, dirigiéndose a un súbdito, con un timbre rocoso, un fraseo monolítico y neutro. Simple piedra de toque para la paleta de sentimientos, dudas y emociones del monólogo que le sigue.

De ese modo Macneil comienza con un frase agitada y nerviosa (favorecido por una dirección rápida) pero siempre manteniendo la línea vocal intacta. Con la voz casi entrecortada, luchando por salir (el efecto me parece muy logrado) en affaccia y volta, contrastando muy bien con el timbre pleno de pugnal (la a es sonorísima); así se crea una sensación de fluctuación de la voz, de nerviosismo, de respiración entrecortada. Parecido efecto en la siguiente frase, culminada en un brandisca violento (aunque, insisto, demostrando que se puede interpretar sin artificios), como si le hablara a la visión del puñal. El Eppur ti vego esta vez sí en presto :P Tras él, el fraseo se vuelve más lento y tenebroso, en un crescendo continuo muy bien marcado por Macneil, de forma sutil, nota a nota, para terminar en el agresivo agudo de imago, verdadero grito de enfado y rechazo, perfectamente colocado en la máscara de Macneil, squillante y potente. Una potencia perfectamente contrastada con la frase siguiente, a media voz y con un irriga que casi muere con suavidad.

Tras ello, Macneil hace la genialidad de inyectar al fraseo una musicalidad desenfadada, como si fuera un cantabile, transmitiendo el intento de serenidad que hace Macbeth. Con toda tranquilidad pronuncia Ma nulla esiste ancora, y casi canturreando il sol cruento, terminando con un sonorísimo sguardo, y una chimera que, como si realmente lo fuera, se difumina en un precioso diminuendo.

En la siguiente frase vuelve a cambiar el tono. La voz suena gélida, neutra, lejana, como ensoñada. Perfecta para la misteriosa frase que pronuncia. De nuevo los crescendos son progresivos y perfectos. Ni siquiera en las palabras más tenebrosas el fraseo se deja llevar por exageraciones, como ese último striscia, finamente dibujado. Al compás de la orquestación marca muy bien las sílabas de la siguiente frase, con suave contundencia (Or consuman...), para acaba en un Immobil terra precioso, atacado a media voz y desarrollado con lentitud y legato, con la última palabra en morendo.

Tras la campana un E deciso resuelto pero contenido. Y, en realidad, esta última frase no tuvo un squillo tan eterno como en la voz de Macneil. La subida al agudo es, como siempre en él, segura, limpia y muy sonora.

Para mí el dibujo es prodigioso. El fraseo es riquísimo para los temores que presagiaba la primera intervención de Macbeth, que comentamos hace unos días. Macneil interpreta con la voz, sacándole todas las posibilidades, matizando hasta el infinito cada palabra. Un verdadero maestro de la técnica en un personaje totalmente interiorizado.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 12 Ago 2008 23:24 
Desconectado
Spinete
Avatar de Usuario

Registrado: 21 Nov 2007 22:01
Mensajes: 12663
Ubicación: Zaragoza
Estupendo comentario, Sid. Está genial MacNeil, riquísimo en matices. Fabuloso. ;-)

edito: por cierto, Sid, totalmente de acuerdo en lo que apuntas sobre el "presto" de la partitura. Lo interpreté justo al revés. Cappu "falla" entonces, también, con su lectura. :?


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 14 Ago 2008 10:18 
Desconectado
Pumby
Avatar de Usuario

Registrado: 21 Sep 2007 23:43
Mensajes: 7970
Ubicación: Zaragoza
Muy grande MacNeill :)


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 14 Ago 2008 13:31 
Desconectado
Jar Jar Binks
Avatar de Usuario

Registrado: 23 Jul 2007 0:15
Mensajes: 6253
Spinoza escribió:
edito: por cierto, Sid, totalmente de acuerdo en lo que apuntas sobre el "presto" de la partitura. Lo interpreté justo al revés. Cappu "falla" entonces, también, con su lectura. :?


Bueno, es una frase sin orquestación que te guíe, si estás muy metido en el papel a veces te pasas. Cappuccilli tiene una voz poco dúctil, por lo que siempre busca efectos extra de expresión para no sonar monótono (yo lo prefiero a los marmolillos :lol:). Más que fallo es marca de la casa :P


Arriba
 Perfil  
 
Mostrar mensajes previos:  Ordenar por  
Nuevo tema Responder al tema  [ 110 mensajes ]  Ir a página Anterior  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8  Siguiente

Todos los horarios son UTC + 1 hora [ DST ]


¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 9 invitados


No puede abrir nuevos temas en este Foro
No puede responder a temas en este Foro
No puede editar sus mensajes en este Foro
No puede borrar sus mensajes en este Foro

   
     
Powered by phpBB © 2000, 2002, 2005, 2007 phpBB Group
Traducción al español por Huan Manwë para phpbb-es.com