Fecha actual 25 Ago 2019 18:46

Todos los horarios son UTC + 1 hora [ DST ]




Nuevo tema Responder al tema  [ 34 mensajes ]  Ir a página Anterior  1, 2, 3
Autor Mensaje
 Asunto:
NotaPublicado: 26 Dic 2008 21:15 
Desconectado
Mili

Registrado: 17 Jul 2007 16:30
Mensajes: 6062
Ubicación: Haciendo que suba el pan
Aupa Stanislavsky!

_________________
Ser guapa lo es todo


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 26 Dic 2008 21:22 
Desconectado
Troll de largo recorrido
Avatar de Usuario

Registrado: 11 Ago 2006 8:53
Mensajes: 14334
Ubicación: Jalisia
Giudici sostiene que la única manera de conciliar la pasividad y la resignación con que Desdemona acepta inmolarse por Otelo es ofrecer un personaje de inocente juventud. De lo contrario, surge la sospecha del "vacío mental".


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 28 Dic 2008 16:31 
Desconectado
Zampabollos
Avatar de Usuario

Registrado: 27 Mar 2004 11:12
Mensajes: 3923
Ubicación: nelle golle di Napata
<center> 7. 4 DE LA PASION AMOROSA AL DRAMA DE LOS CELOS EN OTELLO</CENTER>


<CENTER>Imagen</CENTER>

<CENTER> Ilustración de Josiah Boydell para el acto V de Othello de Shakespeare.</center>


Othello,Acto II, escena tercera. Shakespeare escribió:

“Temed, señor, los celos. Es una hidra fosca, lívida, ciega, con su veneno ella misma se emponzoña “



Los celos son sentimientos que desestabilizan el equilibrio emocional de quien los padece y de la persona amada, y que se apoyan en elementos como la inseguridad, el miedo, el rechazo, el menosprecio hacia sí mismo, y disparan el coraje e ideas de venganza.
Desde otro punto de vista los celos entrañan un miedo a perder algo que se tiene, a diferencia de la envidia, que es el deseo de tener algo que no poseemos. En ocasiones van paralelos ambos sentimientos aunque los celos implican siempre un afecto y la envidia no necesariamente. Los celos enfermizos son aquellos que producen un elevado nivel de ansiedad por perder lo que se tiene; por lo general el individuo celoso suele sufrir un bajo grado de autoestima, por que piensa que no le está dando al amante lo que el amante merece o necesita, y se sufre el temor de que pueda encontrar a una persona que le puede dar lo que el celoso no puede. No hay que olvidar tampoco que los celos pueden ser un mecanismo de defensa, una herramienta para proteger lo que nos pertenece y que los celos pueden denotar un elevado grado de egoísmo por parte de quien los padece por que los celos son una exigencia de posesión exclusiva.

Sea como fuere, los celos deterioran la estabilidad, creando una martirizante inseguridad que desata obsesiones y terminan afectando a sus sentimientos y conducta.

El grado de la pasión y la imaginación de quien los padece determinan su naturaleza y la existencia de los mismos. En Otello se desencadenan de una forma fulminante debido especialmente al afortunado desarrollo de las maquinaciones de Iago; el pañuelo es la prueba determinante y la actitud de Desdemona ingenuamente acrecienta los celos.
Las alusiones a los celos en la tragedia de Shakespeare está, como no podía ser de otra forma, en labios de Iago: “bagatelas tan ligeras como el aire son para los celosos pruebas tan poderosas como las afirmaciones de las Sagradas Escrituras”. Particularmente no considero que Otello sea un celoso contumaz, no es el arquetipo del celoso, título que la historia y la costumbre han dado a Otello. Aún admitiendo que Otello llega a sentir celos, no considero que la celotipia constituya el motivo principal de sus acciones; con la existencia de un Iago, inquietante, exhibiendo pruebas y tejiendo una trama tan veraz, cualquier ser humano se dejaría llevar hasta lo inimaginable; ya desde el comienzo de la obra, el propio Iago confiesa a Roderigo:

Otello, Boito escribió:
“Se il moro io fossi, verdermi non vorrei d’attorno un Iago (si yo fuera el moro no quisiera tener a mi lado un Iago)”.


Existen un detalle inherente a Otello que le obsesiona: es negro; entre todas las alusiones raciales que existen en el drama, escojo esta del Acto III en la que Otello exclama refiriéndose a Desdemona: “su nombre, que era tan puro como el semblante de Diana, está ahora tan embadurnado y negro como mi propio rostro”, es decir equipara en la misma medida el tono de su piel con lo humillante, es decir, una situación que lleva a Otello a subestimarse; conviene no dejar escapar el detalle de que hace 500 años no era tan frecuente en Europa la convivencia entre individuos de raza negra con europeos como sucede en la actualidad; asimismo Otello supera en edad a Desdemona; baste esta cita del Acto I refiriéndose al ardor sexual:

Othello, Shakespeare escribió:
“difuntos en mi los transportes de la juventud y la satisfacción propia de ella”


por lo que intuimos que Otello, a causa de la edad, ha debido sufrir alguna disfunción eréctil, es decir, supera holgadamente la cuarentena. En cambio Cassio es hermoso y representa a un mancebo que excita a las mujeres; Desdemona y Cassio son de la misma raza, de la misma ciudad y de una edad similar; estos detalles no se le escapan a Otello por lo que la infidelidad de su esposa goza de verosimilitud una vez que la duda se ha apoderado de él, duda que el taimado de Iago se encarga de azuzar con diálogos ante el propio Otello como el que sigue:

Othello, Shakespeare escribió:
” no haber aceptado [Desdemona] tantos partidos como se le proponían con hombres de su país, de su color, de su condición, a lo que vemos que tiende siempre la Naturaleza, esto denota un gusto corrompido, una grosera desarmonía de inclinaciones, pensamientos contra la Naturaleza […] temería que su alma, retornando a su juicio llegara a compararos con las figuras de su país y se arrepintiera tal vez”.


Y no se detiene destilando un emponzoñado veneno cuando prevé que Desdemona insistirá ante Otello para que reponga a Cassio en su puesto con inoportuna vehemencia, como detalle que desvele la oculta inclinación entre Desdemona y Cassio como amantes.
Los celos de Otello son los de un macho desconfiado que se nutren, por un lado, de la diferencia que le enfrenta a Cassio y, por otro, del astuto y denso enredo que construye Iago.



<center> --------------- o O o --------------- </center>


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 29 Dic 2008 14:08 
Desconectado
Maestro de coro
Maestro de coro
Avatar de Usuario

Registrado: 20 Sep 2007 0:45
Mensajes: 518
Ubicación: Al oeste de Kazan
Gino escribió:
Giudici sostiene que la única manera de conciliar la pasividad y la resignación con que Desdemona acepta inmolarse por Otelo es ofrecer un personaje de inocente juventud. De lo contrario, surge la sospecha del "vacío mental".


Pos no estoy de acuerdo. Desdémona es una mujer enamoradísima que, en cuestión de días, observa cómo su esposo se transforma en su asesino. A ella no le da tiempo a dejar de amarlo y, en vez de huir, se ofrece para su propio sacrificio. En ese momento final está cegada por esa mezcla de amor y temor, pero eso no quiere decir que haya sido una mujer pusilánime.

No es muy agradable, pero es lo que pasa muchas veces en estos casos. Considerar que las mujeres que padecen estas cosas, además de víctimas es que son tontas del culo, que es más o menos lo que viene a decir el Giudici... yo no estoy de acuerdo, aunque hay gente pató.

_________________
Fue sin querer queriendo


Arriba
 Perfil  
 
Mostrar mensajes previos:  Ordenar por  
Nuevo tema Responder al tema  [ 34 mensajes ]  Ir a página Anterior  1, 2, 3

Todos los horarios son UTC + 1 hora [ DST ]


¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado


No puede abrir nuevos temas en este Foro
No puede responder a temas en este Foro
No puede editar sus mensajes en este Foro
No puede borrar sus mensajes en este Foro

   
     
Powered by phpBB © 2000, 2002, 2005, 2007 phpBB Group
Traducción al español por Huan Manwë para phpbb-es.com